Autor Tema: MI GREMIO SIN NORTE  (Leído 6743 veces)

Desconectado PaBlO

  • Newbie
  • *
  • Mensajes: 32
MI GREMIO SIN NORTE
« : Junio 30, 2022, 10:20:09 am »

Amigos caballistas, cordial saludo, este escrito va dirigido a ustedes nombrados caballistas, entendiéndose según definición del diccionario de la RAE como aquel masculino/femenino aficionado a los caballos y que monta bien; o cómo lo define otros diccionarios, aquel que entiende de caballos y que monta bien. Siendo está, más de mi personal agrado. Me dirijo a ustedes y de antemano me excuso con todos aquellos que mis palabras malintencionadas lleguen a causar efecto negativo. Mi intención es invitarnos a la reflexión.Lamentablemente evidenció y siento, que hemos perdimos el norte; estamos afectando negativamente aquello que más amamos. Y me atrevo a decir que no solo yo, para mi consuelo y esperanza cada vez somos más los inconformes y preocupados.

Mucho ha llovido y mucha agua ha corrido desde aquel entonces donde desde centro América, aparentemente desde la hoy llamada, República dominicana, llegaron de la mano de los colonizadores españoles los primeros equinos al continente, se dice que de origen beréber(africano), jaca jerezana(península ibérica), posteriormente árabes, los antecesores de los actuales PRE y se fueron dando cruces entre los mencionados durante la colonización hasta tiempos contemporáneos, dicho sea de paso, colonización, la cual fue llevada a buen puerto, en gran medida gracias a los mismos, ya que desde centro América, fueron arribando a Sudamérica, desembarcando en la región del caribe para posteriormente abrirse paso por el inexplorado, irregular y salvaje terreno que comprende nuestro territorio nacional.

Reportan que se formaron ciertos lugares de referencia en la crianza y adiestramiento, lo que sería hoy la región andina, Bogota y algunos en la costa. Cuando reclamamos el Paso Fino como origen colombiano. Uno de los argumentos fue que esos mismos caballos llegaron a diferentes regiones de centro América y América del Sur pero que fue gracias a las características del terreno colombiano y a la selección genética que se realizó en nuestro territorio, que dichos animales empezaron a “caminar bonito”, porque en las otras ubicaciones geográficas no caminaban así, por eso es que vienen desde hace décadas a pagar en dólares para adquirir dicha genética.

Retomando la historia, con el transcurrir de los años, la colonización, el auge del nuevo mundo, virreinatos, feudalismo, terratenientes, ganaderos… Estos equinos empezaron a mostrar ciertas cualidades destacables.  Se empezó hablar del paso castellano, posteriormente pasitrochados, los cuales se diferenciaron posteriormente en paso fino P4, trochadores P3, y los andares compuestos como la trocha y galope P2 y el trote y galope P1. Hasta el punto que a los P4 les muto un gen el cual determina su andar y cada vez más se diferenciando como raza de los otros andares diagonales, es decir se podría decir que contamos con dos razas laterales y diagonales.

Desde un inicio en la selección genética de estos, se empezó a seleccionar aquellos animales que eran resistentes, suaves para distancias largas, que se pudieran desplazar por caminos culebreros, que realizarán trabajo de ganadería… Eran animales FUNCIONALES, tenían objetivos claros, y vino con ello, la época dorada  de dichos andares. Hubo en particular un paso que se seleccionó más que los otros… así es… el paso fino, le saca décadas de diferencia en selección genética a los demás, por ese entonces se empezaron a destacar el que más rápido movía la patas, del más suave, el más vistoso…

A pesar de que nuestro caballo por origen es un híbrido (Mezcla de diversas razas) con la selección genética inicial se empezó a definir un caballo muy beréber, mediano/pequeño paticorto, de hechuras corpulentas, manos ágiles, desplazamiento lateral de extremidades, y resistentes, estas características fueron las más prevalentes, logrando silenciar genéticamente en diferente medida las otras características del caballo árabe, del jaca jerezana, del caballo rejoneador de conchita… los otros tres andares contaban con algo más de diversidad genética. El trotón era más grande, más robusto, diagonal en el desplazamiento, más brusco en sus movimientos, el trochador venía por esos lados,  con más agilidad, sin tanta elevación de manos, menos cadencia y cuando se cruzaban entre ellos, como en nuestra actualidad, el cruce trotón más trochadora puede generar un ejemplar P1- P2-P3… pero nunca un P4 de dicho cruce, aunque a veces por ahí sale algún P3 que te pone a escuchar atentamente… Y esto pasa por que  el paso fino fácilmente y haciendo “cuentas alegres” adelanta en unos 30-50 años la selección genética de los otros andares.

 A mi parecer dicha selección genética fue exitosa hasta hace unos 30-40 años atrás, el caballo fino era un animal de buen tamaño, me viene a la mente muchos bisabuelos y tatarabuelos de los actuales campeones. Pero por respeto, que bien se merecen los criadores, propietarios y aficionados evitare nombres propios, tanto paro lo bueno como para lo malo, de pronto alguna indirecta se me sale contra alguno, pero siempre será desde el respeto y la admiración hacia todo ejemplar; Por la historia de los caballos desde sus orígenes, merece el mismo respeto el actual campeón nacional que el carretillero que va exhibiendo su majestuoso costillar, “enjuagado en sudor” bajo pleno sol de medio día, en la majestuosa sabana de cemento, entre carros/motos, tirando de un lujoso carruaje de madera, transportando materiales pesados para alimentar a través de su sudor, dolor, sangre y sacrificio a una familia de limitados recursos, permítanme decantarme por estos últimos, que cada vez que los veo en su ardua labor me hacen apretar el pecho y hasta lagrimas me han hecho caer.

Volviendo a que hace 30-40 años se logró a mi parecer el fin último que se perseguía en selección genética respecto al paso fino colombiano. ¿Por que? Caballos medianos/grandes, imponentes, FINOS, con naturalidad, cadencia alta pero siempre dentro de su andar… lo que les permitía poseer de una mayor resistencia. En antaño diario recorrían en muchos casos horas entre la finca y el pueblo al que se desplazaban propietarios, sin ir más lejos hasta hace aproximadamente cinco  décadas o menos los de pista también se cabalgateaban! Me cuesta imaginarme, y sería a mi parecer, incluso irresponsable rozando el maltrato físico/mental un caballo paso fino pistero actual sacarlo a una cabalgata de aquellas de varias horas, atrás quedaron esas hazañas de mil y punta de kilómetros en 5-7 días, les quedo debiendo el dato, pero está en la historia de nuestro caballo dicha hazaña registrada, creo que hace unos 70-60 años, algo imposible de realizar en los actuales finos. Ya que cuentan con una velocidad desproporcionada que en ocasiones los saca del fino hasta trocharse, o toca escucharlos atentamente, el verdadero fino se debe identificar auditivamente a kilómetros, Y todo esto a expensas de tamaños reducidos, animales pequeños, fenotipos que es en ocasiones difícil distinguir entre macho y hembra, algo triste si se revisan las fotos de los antepasados…. Y mi pregunta es… es necesaria tanta velocidad?? Velocidad que le hace perder finura y resistencia, que lo hace salir del fino para entrar en una trocha revolucionada de minutos, laterales que pasan a diagonales!!!! WOW… la evolución… hay algo que siempre me ha contrariado y frustrado, porque la mayoría de gente relaciona el término evolución/evolucionado con algo bueno/mejor que,  a mi parecer, por ignorancia y porque se pierde el norte. Porque cuando algo evoluciona con metas claras el resultado es bueno… ¿Tenemos las metas claras en nuestros caballos y sus respectivos andares? ¿Buscamos velocidad? ¿Para que? Para 40 minutos de competencia en una nacional… Caballos más pequeños ¿para que? Para que sean más rápidos para esos 40 minutos. ¿Caballos que su fenotipo parecen yeguas? En Europa no toman en cuenta en la mayoría de países nuestro caballo por la alzada, literalmente dicen que son “ponys de paseo”, que a ellos, en su percepción, gente de 1,8 metros no les aguantan una romería “cabalgata española” y que son poco imponentes respectó a su PRE.

Ahora hablemos que todo esto viene como efecto negativo colateral de la mala e irresponsable uso de consanguinidad elevada en porcentajes preocupantes, en los cruces realizados para alcanzar dichas características actuales, hace no mucho leía una entrevista a una veterinaria con especialidad en genética y reproducción en ganado ( equino, bovino, porcino) y ella (extranjera), hablaba que tener en el criadero consanguineidad del 12,5% ya era algo muy elevado y a coger con pinzas, 12,5%!!! Hay animales finos que pasaron hace rato por ese porcentaje, afortunadamente es relevante hasta la 3-4 generación de antecesores, menos mal!!! Porque hay animales que tienen un mismo antecesor tanto paterno como materno 8-9 ocasiones o más en 6 generaciones…caballos pequeños, caballos malgeniados, propensos a diversas enfermedades, tipo cólicos, problemas en reproducción, ese es uno de los parámetros que más se afectan con la consanguinidad “ el veterinario no la ha podido preñar” “ no le cuaja” “difícil de preñar patrón…” y todo esto para vender a países extranjeros animales para Spectrum, estamos fabricando caballos de minutos, pensemos en esto; es como si a lo largo de la historia hubiésemos tenido atletas/caballos que podían hacer maratones de horas tipo atleta africano keniano, que con su pasito trotado se recorría kilómetros! Y lo cambiamos por atletas/ velocistas tipo Usain Bolt que tiene el récord de 100 metros en 9,58 segundos, para que!? Para shows de minutos, y lo que de nuestra ignorante selección sobra, castramos y para cabalgatear. A cabalgatear en caballos descartados por bravos, por poca nobleza, porque se pierden en el paso por tantas revoluciones, y terminamos cabalgateando en descartes. Por historia y por respeto a nosotros, caballistas y al caballo, no deberíamos seleccionar genéticamente animales para cabalgatear?? Y lo más triste aún, no conformes con lo que a mi parecer es DESELECCIONAR una raza con evidentes efectos negativos en un andar en concreto, ahora vamos siguiendo los malos pasos en los otros tres andares.

Mis queridos diagonales… Que triste, caballos trochadores que tienen la altura de un fino, menos elevación de manos que la trocha clásica y una velocidad exagerada que toca escucharlos bien para diferenciarlos del fino, el trote y galope actual, lejos quedaron esos animales braceadores, manos altas, patudos, imponentes en tamaño, cadenciosos para darle paso a trotones que ejecutan un trote- trochado mani bajito, poca cadencia ya del galope ni hablemos, actualmente de los famosos reproductores reconozco dos máximo tres siendo flexibles que galopan como dicen los libros.

Es triste que muchos criadores actuales, por llamarles así, crucen yeguas con caballos porque es el reproductor del momento “y está dando bueno” que busquen consanguinidad cerrada “in breeding” porque “así es que devuelven genes” señores… se expresa lo bueno con más probabilidad pero así mismo sale a la luz defectos y enfermedades, que la sabia naturaleza tenía en el olvido del genoma del animal. Un cruce entre un caballo de raza abierta con genes predominantes es mejor o igual a un in breeding, si el in breeding no es hecho responsablemente, entendiéndose responsablemente cómo el hecho de que usted es criador o conoce esa línea genética/cruce mínimo 3-4 generaciones atrás y ha dejado de lado y no ha reproducido lo defectuoso. Por eso don Fabio Ochoa tiene un video grabado donde dice algo como “ el que quiera estos animalitos se demora unos añitos, unos 80-100 añitos, mi abuelo, mi papá y ahora yo seleccionamos esas líneas y por eso el que las quiera ahora tiene que pagar una buena platica” Respeto, admiración y agradecimiento a la familia Ochoa por lo hecho en pro del caballo colombiano.

Fedequinas conocedor silente de esta problemática en las puntuaciones de juzgamiento empieza a otorgar mayor puntaje al fenotipo, como estaremos de mal en eso que algo que es inherente a cualquier caballo de cualquier raza, su majestuosidad por el fenotipo lo estamos perdiendo, al punto que empiezan a dar más puntos porque es lo que busca el rebaño, los puntos… ¿Deberían elevar las alturas a la cruz? A mi parecer si… ¿Deberían controlar en los registros el porcentaje de consanguinidad ? A mi parecer si, aunque se vieran perjudicados criadores serios, señores de a caballo que conocen sus líneas genéticas desde hace 50 años con su primera yegua, con el perdón de ustedes y por el bien del gremio ante la ignorancia y el desconocimiento…. Se debería hacer ¿Se deberían juzgar otros parámetros en las competencias actuales? Por su puesto, actualmente se entrenan / sobreentrenan/ maltratan físicamente/mentalmente animales para de la nada hacer un caballo campeón, bajo el formato de calificación actual, y después el rebaño sale a comprar saltos de ese armado y oh sorpresa!! Aunque la epigenetica es el futuro, como explicación de muchas enfermedades y condiciones particulares de los equinos,( la cual consiste en aquello que heredan los animales de sus padres de manera indirecta en el genoma determinado por el medio ambiente) no alcanza para que esos caballos armados sean reproductores, estamos a unas décadas pero en Europa a los reproductores calificados les estudian el genoma hasta el punto de saber en qué parte del genoma se encuentran los genes que determinan movimientos, fenotipo, colores, incluso carácter entre otros y si los transmiten de manera dominante o recesiva y según eso se clasifican y se certifican, algún día llegaremos…

Me llena de incertidumbre que no tengamos un norte claro, y me siento abandonado por confepaso, Fedequinas y las correspondientes asociaciones que las conforman, las cuales me parecen que solo les preocupa que los criadores , expositores, aficionados… sigamos llenando coliseos, registrando animales… para que el show business continúe… pero no están cuidando a la gallina de los huevos de oro, que es el caballo con sus respectivos andares y nosotros quienes estamos detrás de los ejemplares, triste es que movamos billones de pesos en el gremio a nivel del PIB y no recibamos ningún tipo de ayuda, no hablo del estado, ese lo enterré hace mucho… Hablo de nuestras asociaciones, las que les damos el pan, no son capaces de reconocer económicamente en la premiacion con remuneración económica, cuando mensualmente en mantenimiento un animal de pista cuesta aproximadamente 2-3 millones de pesos, bajito y aparte se le debe pagar transporte e inscripción a la exposición, es un maltrato y falta de respeto de ellos para con nosotros, pero nos hemos resignado, así como nos resignamos a que el fino suele ser negro/zaino, pequeño, malgeniado y con velocidad superlativa. Así como nos estamos resignando a que una trocha con manos media y menos mecánica que la tradicional y con frecuencia elevada es EL FUTURO/LA EVOLUCIÓN…

Las generaciones de nuestros abuelos y posiblemente hasta la adolescencia de nuestros padres me parece que fue un punto alto donde se consiguieron muchos derechos humanos, hubo cierta armonía a nivel familiar, el núcleo familiar tenía más relevancia que en la actualidad, se crecía con más valores, ahora brillan por su ausencia, había un concepto de luchar por salir adelante con esfuerzo y “barraquera” ahora es resignación porque el gobierno nos tiene jodidos, pero no hacemos nada para rescatarlo e indirectamente autorescatarnos, vivimos individualizados, es triste acudir a zonas públicas, restaurantes, parques, colegios… Donde las personas compartiendo un mismo espacio físico se encuentran a kilómetros de distancia emocional, porque se aíslan con sus celulares y esta sociedad evolucionada, se encuentra deteriorada, en decandencia , a puertas de una tercera guerra mundial. Nos propende a la individualización porque bien conoce “ divide y vencerás “ y no es cuestión de izquierda o de derecha - a pesar de que sonó bastante socialista- me disculpo por eso. Es cuestión de que hagamos país a través de nuestro gremio, hagamos respetar el gremio, cuidemos nuestra raza, busquemos soluciones, pero no nos individualicemos, de continuar así estamos a un par de décadas que nos estalle en la cara este problema fenotípico y genotípico. Evolución no es igual a mejor si no tenemos una meta clara!

Si llegaron hasta esta parte gracias por su tiempo y atención, no busco revolución, aunque me gustaría que cambiaran muchas cosas, me tome estas tres horas de redactar esta fuga de ideas por mi deseo de expresar mi opinión y si tristemente llega lo que creo que llegará en un par de décadas a nuestro gremio, tener la consciencia tranquila que forme de los que lo vio venir y no guardo silencio y que dentro de lo posible a portare por el cambio, ya lo hago con mis animales, asesoro humildemente a quien me escucha y juntos podemos encontrar el norte.